El futbol es así…

El futbol es así…

Autor: Omar Lavalle.

Tristemente Bukayo Saka, ejecutó el último penal de la ronda, en esta final de Eurocopa entre Inglaterra e Italia. Un joven de 19 años cargó con el peso de una nación que suplicaba un título. Un error garrafal de Gareth Southgate. Un error al colocar a tres jóvenes, dos de ellos sin haber jugado ni cinco minutos, a cobrar penales.

Tristemente, la afición utilizó la palabra destructiva, la palabra cruel, lo soez y ruin de sus pensamientos, para crucificar el origen nigeriano de Saka y el color de piel de Rashford y Sancho.

Tristemente. No debería ser así. El futbol debe fungir como ejemplo de disciplina, esfuerzo y de diversión. ¿Qué habrá sentido la madre de Saka? ¿Qué pensaron los hermanos de Rashford? Una palabra a todo esto: empatía. Empatía hace falta y el futbol, que pudiera ser un catalizador de dicho sentimiento, es uno de los lugares donde menos existe.

Contratos multimillonarios, jugadores sobrevalorados, poco sentido de pertenencia, publicidad, corrupción, más publicidad y constante lucha de poderes de directivos. Así actualmente es el futbol, así de mezquino en alguno de sus rubros. Y el aficionado esperando cada fin de semana ver a su equipo y por noventa minutos olvidarse del pago de luz, de renta y de las enfermedades.

Localmente hablando, un ejemplo cercano y que despertó sensaciones de sorpresa para mal, fue el del Cruz Azul, equipo que venía arrastrando una suerte paupérrima y que, con la destitución de Billy Álvarez, logró ser campeón después de 23 años. Coincidencia no es. Si la estructura desde lo más alto está mal, de alguna forma permea hacia abajo, inclusive en lo deportivo.

En economía se denomina “goteo hacía abajo”, cuando se busca favorecer a los empresarios, para que ellos a su vez, logren crear oportunidades para los más desfavorecidos. En el futbol pasa algo similar y en este sentido, si la dirección y la parte financiera del equipo están mal, lo más probable es que los resultados futbolísticos no sean positivos. El karma para muchos y muchas existe, por ello ahora el Sr. Álvarez es prófugo de la justicia, después de los aberrantes manejos del equipo y el Cruz Azul coloca la estrella número nueve en el nuevo uniforme.

Mide 1.65 metros. Es ingeniero y político. Usa siempre trajes azules con camisa blanca y corbatas casi del mismo tono del traje. Sus gafas le dan un aire de señor intelectual y un dato curioso es que no le gusta la música. Obstinado y de duro carácter. Convenció a Figo de ponerse la playera blanca pese a los reproches que pudiera haber. Florentino Pérez está en medio de la controversia. Los audios en los que crítica a Mourinho, Cristiano Ronaldo, Raúl, Casillas y recientemente a los jugadores pertenecientes a “La quinta del Buitre” han resaltado el verdadero espíritu del directivo madrileño.

“No es portero para el Real Madrid, que quieres que te diga. No lo ha sido nunca. Ha sido el gran fallo que hemos tenido. Lo que pasa es que los… (se interrumpe la grabación) le adoran, quieren hablar con él… No sé. Le defienden tanto… Pero bueno, es una de las grandes estafas. La segunda es Raúl. Las dos grandes estafas del Madrid son primero Raúl y segundo Casillas”

 

“Cristiano Ronaldo está loco. Este tío es un imbécil, un enfermo. Os creéis que el tío es normal, pero es que no es normal, si no, no haría todas las cosas que hace. La última tontería que hizo, que la vio todo el mundo mundial ¿Por qué crees que haría esa tontería?”

Así habla Florentino de las estrellas del Real Madrid. Y apelo al adjetivo estrellas porque, aunque sean exjugadores, siempre serán considerados como parte fundamental de los éxitos de este equipo.

Con estos audios podemos comprender el porqué de las despedidas tan vacías de Raúl y de Casillas. Podemos comprender porque Cristiano ya no quiso continuar en el Madrid y porque el futbol es un deporte que se ha vuelto superficial, donde la persona queda en segunda plano y lo importante es obtener ingresos y utilizar el deporte como una máquina de hacer billetes.

El futbol por parte de los algunos directivos y jugadores es así. Para otros y sobre todo para el aficionado es pasión, vida, disciplina y mientras haya niños queriendo jugar, mientras haya jugadores como Kanté que ayudan y soportan causas sociales y mientras haya tipos como Keylor Navas; sencillos, sin escándalos y dedicados a jugar, este deporte seguirá siendo el más bonito del mundo, porque el futbol también es así…

CATEGORÍAS
TAGS
Share This

COMMENTS